Cualquiera que este navegando por internet, podrá darse cuenta de lo molesto que es que miles de anuncios inunden la pantalla con cada click del raton. 
 

Hace algo mas de un año, se nos presento un proyecto de despliegue de una red con una infraestructura algo mas compleja de lo que habitualmente tenemos en casa.

En este caso debíamos separar varias redes con sus rangos de IP para poder gestionar diferentes permisos y accesos de cada una de ellas.

Tras empezar a indagar por la red sobre que router nos permitiría crear VLANs y que Switch podríamos usar que fuera gestionable, nos decantamos por un Switch de TP-Link, el TL-SG3216 y un router de la marca Mikrotik.

Hace un par de años, buscábamos una solución profesional, de fácil despliegue y con una relación calidad-precio adecuada para dar soporte a un proyecto.